¿Quién teme a la Filosofía? Nadie

8458216358_8d35f9922a_z

No parece que a Wert le hayan hecho mella las protestas de los profesores de Filosofía, a tenor de lo recogido en el anteproyecto de ley que el Ministerio hizo público hace unas semanas. La materia sigue estando herida de muerte, y quienes la imparten también. ¿A qué se debe la obcecación del tecnócrata? ¿Por qué esa inquina contra una asignatura que, ya como estaba, no ocupaba, por número de horas, un puesto muy relevante en los planes de estudio? ¿Acaso será cierto que el PP le tiene miedo, como muchos aseguran? ¿Es posible que la Filosofía, al dotar a los alumnos de herramientas para el cuestionamiento de la realidad, sea un peligro que el ministro se quiere quitar de en medio?

De todos los argumentos utilizados para justificar ese supuesto miedo del Gobierno, el que más ha sonado hasta ahora ha sido el de que su materia ayuda a los estudiantes a pensar y a desarrollar una actitud crítica ante el mundo. No seré yo quien le niegue semejantes cualidades, pero ateniéndonos a la literalidad de las palabras, se podría decir que “pensar” y “desarrollar una actitud crítica” son considerandos que no bastan para argumentar suficientemente a favor de la peligrosidad de una asignatura. Y no bastan porque, por un lado, a pensar, lo que se dice a pensar, ayudan todas las materias que se imparten en un instituto; y, por otro lado, porque el desarrollo de una actitud crítica y el cuestionamiento del mundo no son cualidades exclusivas de la Filosofía. Así pues, no creo que a Wert le acojone especialmente la Filosofía, ya que, por ese mismo motivo, debería recelar de todas las demás asignaturas del currículo.

Entonces, si Wert no teme a la Filosofía, ¿por qué se la quiere cargar? La respuesta es sencilla: porque puede. Puede hacer eso y además puede hacer todo lo que se proponga sin que nada ni nadie (que no pertenezca a su partido o a algún partido nacionalista) se lo impida. Puede, si se le antoja, crear una asignatura que se llame Ciencia para el Estudio de los Elefantes Enanos y convertirla en materia troncal de Bachillerato. Puede, si le da la gana, hacer que a partir de ahora, en Historia del Arte, solo se imparta el estudio de las casullas de la Catedral de Burgos. Puede, si le apetece, obligar a que mañana el personal docente de media España vaya vestido de Lady Gaga a los institutos. Y mientras él puede hacer esto, los profesores únicamente podemos hacer lo que él quiere que hagamos. Así de sencillo.

Este es el quid de la cuestión que la mayoría de mis compañeros de profesión parece haber olvidado. Wert no teme a la Filosofía porque ningún profesor de Filosofía posee influencia sobre las decisiones de Wert. Ningún profesor de Filosofía posee influencia sobre las decisiones de Wert porque no existen mecanismos de influencia sobre ningún político. Y no existen mecanismos de influencia sobre ningún político porque la Constitución consagra precisamente que no los haya.

Los profesores de Filosofía escriben, actúan, protestan y se indignan como si escribieran, actuaran, protestaran y se indignasen en una democracia. Y se esmeran en recorrer sin rechistar los cauces que el régimen pone a su disposición para el pataleo como si esos cauces siguieran la pauta imprescindible de toda democracia, esto es: la de la representación efectiva del ciudadano y la de la desconfianza (no la de la confianza) en los gobernantes. De ahí que, en vez de proponer medidas de desobediencia civil, por ejemplo, se hayan limitado a realizar protestas tan cándidas e inocentes como el envío de libros al Ministerio o la organización de jornadas festivas.

Mucho me temo que, si los docentes que imparten Filosofía no se aplican a sí mismos el cuento de la actitud crítica, terminarán desapareciendo de los institutos.

Anuncios

Publicado por

David López Sandoval

Profesor de Lengua Española y Literatura

5 comentarios sobre “¿Quién teme a la Filosofía? Nadie”

  1. Estimado David,

    comparto plenamente lo que dices. Pensar que a alguien le puede dar “miedo” la filosofía a estas alturas de la historia es de una ingenuidad soberbia. Pensar, por otra parte, que gracias a la filosofía tenemos alumnos más críticos e ilustrados que en otros países en los que la filosfía como tal ni existe en los planes de estudio, por ejemplo: en Alemania -tierra de grandes filósofos, es simple y lamentablemente falso. A los hechos me remito, a nuestros botellones, nuestros saraos, nuestra política-industria “cultural”, …(añádese lo que se quiera.) El cinismo en su peor sentido domina la Tierra desde principios del s. 20 (recomiendo la lectura de la Crítica de la Razón cínica de Sloterdijk, entre otras cosas porque es un libro muy entretenido y legible), la propia filosofía se lleva riendo de sí misma hace ya mucho. Desde luego, no quiero decir que se trate de una asignatura irrelevante. ¡Todo lo contrario! En cualquier caso yo olvidaría las jornadas festivas, las lecturas de Kant en pleno foro u otras ocurrencias similares del estilo marea verde. ¿Qué hacer? No tengo ni idea. Yo también sufro mucho (soy de los ue enseñan a tocar el pito, chufla, o flauta, oséase: música), más que los de filosofía, a los que por otra parte deseo -porque no soy resentio- que por lo menos sigan como hasta ahora. Vigencita, virgencita que me quede como estoy. ¡ O la Revolución!

  2. Creo que al final no salimos de los peor parados, aunque también queda algo relegada (pasa a tener un carácter más de optativa.) Tenemos que esperar a ver como se concreta en la confusión que se avecina, confusión sobre confusión. Al margen de todo esto, quería felicitarte por tus estupendos artículos, que siempre tienen energía polémica y golpean sin piedad para bien de todos. Espero que haya ocasión para poder organizar un encuentro y conversar con calma… Un abrazo también para ti.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s